Persépolis es una obra que hacía tiempo que le habíamos echado el ojo. Amantes de los cómics y de los tebeos, creíamos que era una obra de obligada lectura, y de repente ocurrió. Una de las Feminómenas de la redacción dijo que lo había conseguido en una edición preciosa y el olor a nuevo nos motivó a todas. Nos lo fuimos pasando tras leerlo y cuando acabamos todas… con una lagrimilla en los ojos, decidimos unánimemente, que era digno merecedor de estar en nuestra web.

Persépolis , novela gráfica de Marjane Strapi , nacida en 1969 en Irán, dentro de una familia acomodada y progresista. Para comprender la obra, primero hay que comprender a la autora, ya que se trata de una autobiografía ilustrada.

Marjane es una iraní que vivió la revolución Islámica del 79, pero antes de que se volviese restrictiva y autoritaria, su familia, la cual trataba que su hija fuese una persona culta, reflexiva y libre, simpatizaba. Acto seguido también vivió los 8 años de guerra con Iraq.

A los 4 años del estallido de la guerra, su familia decide mandarla al liceo francés en Viena, para que continuase con su educación laica y sin las restricciones que estaba teniendo la educación en su país. Por lo que con 14 años viaja sola a Austria y allí vivirá unos años hasta que decide volver y empezar la carrera de Bellas Artes. Pero a los pocos años, se irá a Francia a vivir finalmente, donde establecerá su residencia, ya que, para una mujer, culta, libre y progresista…cree que Irán no es el mejor lugar para desarrollarse como persona y profesional. Actualmente es historietista y realizadora, habiendo realizado otras obras en formato novela gráfica tanto para adultos como para niñas/os como:  Bordados ; Pollo con ciruelas, El suspiro, Los monstruos tienen miedo de la luna y Ajdar. Así mismo ha recibido varias distinciones, entre ellas “Oficial de la Artes y las Letras” y por Persépolis obtiene el permio “Coup de coeur” al mejor autor revelación del Salón de Angouleme y al mejor guion. En España fue galardonada en 2003 con el I Premio de la Paz Fernando Buesa Blanco.

También hizo una adaptación cinematográfica de ésta obra en el 2007 junto a Vicent Paronnaud donde obtuvo varios premios y nominaciones como el Premio del Jurado del Festival de Cannes o el Premio César a la Mejor Ópera Prima.

 

 

“Toda revolución tiene un periodo de transición.”

 

En Persépolis, a través de viñetas, nos cuenta cómo fue su vida desde la infancia hasta la juventud, desde la revolución islámica hasta su huida de la guerra entre Iraq e Irán y su vida como emigrante (huyendo de dicha guerra) en Austria.

Su obra está dividida en 4 tomos, las viñetas en blanco y negro y con una simpleza y una inocencia maravillosa narra su vida con su familia en Teherán, su colegio, su familia, sus amigos, sus intentos de comprensión del mundo cambiante que le rodea, la crueldad de la guerra, sus víctimas y sus bombas, su huida solitaria a un nuevo país para sobrevivir, sus aventuras y desventuras en Austria, sus sentimientos y pensamientos…

No queremos hacer ningún tipo de spoiler, pero tiene escenas que verdaderamente te logra arrancar una lagrima, y una sensación de rabia y tristeza a partes iguales, como pocas novelas han conseguido. Durante las 366 páginas que tiene nuestra edición, vas a caballo entre la sonrisa, por la forma de narrar que tiene la autora, y la lagrimilla con el pañuelo en el ojo.

Creemos que, desde el punto de vista feminista, es una novela que hay que leer en algún momento, y por supuesto, desde el punto de vista histórico también.

Pero daremos una breve opinión desde el punto de la web.

El cómic está narrado desde la visión de una niña en una familia abierta y progresista como hemos dicho. Sus padres (y su maravillosa abuela) la crían desde la libertad religiosa, y la explican cómo va cambiando el mundo que la rodea, para que comprenda y piense por sí misma. Invierten en su educación, para que sea una mujer libre… en una sociedad que está tendiendo a lo contrario.

El mundo que la rodea se vuelve cada vez más represivo, y entra en temas como el menoscabo de la libertad de expresión, la educación, la sexualidad… y más concretamente el tema del velo, el maquillaje, las relaciones sentimentales, la represión cultural, los roles de género…

Es interesante ver desde la vivencia estos temas y su contraste con el mundo Europeo, y nosotras sin querer entrar en debates en ésta opinión, recomendamos leer el cómic, para que saquéis vuestras propias conclusiones.

A nosotras nos ha encantado la franqueza con la que está escrita, relatando sus fallos, y sus aciertos, esos malabares que tiene que hacer para poder seguir adelante entre tanta contradicción.

En resumen… ¿A qué estáis esperando para leerlo?

Comments are closed.