Antes de responder a ésta pregunta de forma directa hay que hacer otra pregunta… ¿Se está dispuesta/o a aceptar su significado más allá de nuestra percepción subjetiva de esa palabra?

Si la respuesta es un rotundo NO: Primero gracias por haber visitado la página, ya sea por curiosidad o porque quieres torcer el gesto ante cada palabra morada que veas. Pero desde luego negar el significado objetivo de la misma palabra no es un buen punto de partida para querer saber más sobre este gran movimiento… y desde luego no es una base para iniciar ningún debate.

El significado de las palabras, el lenguaje y su manera de entenderlas nos moldean la personalidad, los pensamientos y el modo de ver y entender el mundo y la vida. Por lo que negar el significado aceptado por todo el mundo dice mucho de la personalidad, de los pensamientos y del modo de ver el mundo y la vida. Desde Feminómenas, te animamos a abrir la mente a nuevas perspectivas de un prisma lleno de colores y matices y así poder partir de un punto en común desde el entendimiento y desde el fuerte intento de ser lo más objetivas/os posibles que nos permite nuestra condición humana.

Si la respuesta es que, SI, que sabes que hay un significado recogido por los diccionarios /libros/ documentación común, entonces permitidnos que repasemos el quid de la cuestión-

¿Qué es el Feminismo?

Vamos a ponernos primero nuestras gafas moradas (por la web hay muchas de tipo aviador, que deben de estar de moda, pero esto viene a gusto de la consumidora o el consumidor) y sacaremos varias definiciones aceptadas por diversos diccionarios:

 

  1. María Moliner: Doctrina que considera justa la igualdad de derechos entre mujeres y hombres . Movimiento encaminado a conseguir esta igualdad.
  2. La controvertida RAE (esa Academia que a pesar de que en España tenemos muy buenas estudiosas de la lengua, ha decidido en su inmensa generosidad pro la igualdad, que solo haya 8 de 43 en la Relación Actual de Académicos de número , y que a pesar de su primer miembro del Listado histórico sea de 1713 , la primera mujer, la poetisa de la generación del 27 Carmen Conde no entrase hasta 1979 y sin hablar de la relación que tenían con nuestra querida María Moliner, que aún no queremos que las entradas se cree mucho salseo morado)

feminismo

Del fr. féminisme, y este del lat. femĭna ‘mujer’ e -isme ‘-ismo’.

m. Ideología que defiende que las mujeres deben tener los mismos derechos que los hombres.

m. Movimiento que se apoya en el feminismo.

Un poco escueto para nuestro gusto, así que vamos a seguir buceando en el amasijo de significados.

  1. Wikipedia. (Ese diccionario colaborativo que todos hemos usado alguna vez, aunque nadie lo acepte en público):

El feminismo es un conjunto heterogéneo1 de movimientos políticos, culturales, económicos y sociales que tienen como objetivo la liberación de las mujeres y la reivindicación de sus derechos,2 3 así como cuestionar la dominación y la violencia de los varones sobre las mujeres4 y la asignación de roles sociales según el género.

 

Ahora veamos otras definiciones:

Nuria Varela, en su libro “Feminismo para Principiantes” (Que si no lo tenéis para leer en vuestra Do List estáis tardando) Nos define el Feminismo como: “Discurso político que se basa en la justicia. Es una teoría y práctica política articulada por mujeres que tras analizar la realidad en la que viven toman conciencia de las discriminaciones que sufren por la única razón de ser mujeres y deciden organizarse para acabar con ellas, para cambiar la sociedad. Partiendo de esa realidad, el feminismo se articula como filosofía política y al mismo tiempo, como movimiento social… con tres siglos a sus espaldas (…)”

 

En el periódico Feminista Online “Mujeres en Red” se nos define la palabra como: El feminismo es un movimiento social y político que se inicia formalmente a finales del siglo XVIII -aunque sin adoptar todavía esta denominación- y que supone la toma de conciencia de las mujeres como grupo o colectivo humano, de la opresión, dominación, y explotación de que han sido y son objeto por parte del colectivo de varones en el seno del patriarcado bajo sus distintas fases históricas de modelo de producción, lo cual las mueve a la acción para la liberación de su sexo con todas las transformaciones de la sociedad que aquella requiera.

Con el concepto definido, vamos a su origen, su creación…

Victoria Sau, profesora de Psicología Diferencial en la Universidad de Barcelona, el feminismo es el “movimiento social y político que se inicia formalmente a finales del siglo XVIII -aunque sin adoptar todavía esta denominación- y que supone la toma de conciencia de las mujeres como grupo o colectivo humano, de la opresión, dominación y explotación de que han sido y son objeto por parte del colectivo de hombres en el seno del patriarcado bajo sus distintas fases históricas de modelo de producción, lo cual las mueve a la acción para la liberación del sexo con todas las transformaciones de la sociedad que aquélla requiera”.

La actriz Emma Watson, en su discurso dentro de la campaña “Heforshe”, en la sede de las Naciones Unidas (20 de septiembre de 2014), señalaba lo siguiente “Para que conste, la definición de feminismo es la creencia de que los hombres y las mujeres deben tener derechos y oportunidades iguales. Es la teoría de la igualdad política, económica y social de los sexos”.

¿Quién parió la palabra de la discordia?

¡Si estáis pensando en una mujer con el puño en alto y gritando cosas como “Injusticia!!” o “Patriarcado!!” estáis equivocadas/os.  

Leyendo un poco, tomaremos como referencia un artículo de José Miguel Lorenzo Arribas en la web Centro virtual Cervantes.

Según la etimología:

Fémina proviene del verbo latino arcaico fevo, hermano de fio (hacerse), crear, producir,” producir un fruto”. Por provenir de un verbo que en latín anteclásico ya estaba en desuso, las palabras derivadas de él fueron deformando sus significados:

  1. Así, fémina, es “la que produce”…refiriéndose a la que produce hijos, terminó significando simplemente mujer.
  2. fetus, “el que se produjo”…al principio aplicado a los sembradíos, se aplicó después exclusivamente al recién nacido.
  3. fecundus, felix, “productivo”…mientras fecundo mantuvo su significado, felix daba un sentido de fortuna, buena suerte, y después como metonimia, se refirió al efecto de tener buena suerte, alegría, felicidad.
  4. fenus, noris “la producción” palabra latina no conservada en español que significó después provecho, ventaja, ganancia, (http://etimologias.dechile.net/?fe.mina)

 

También nombraremos el significado de la palabra Fémina, que en el libro alemán “El Martillo de Hechiceras “(Malleus Maleficarum) sobre cómo detectar la brujería y castigarla, de 1486, decía que Fémina (mujer) era derivado de Fe+ Minus (desleal)

En 1871 ya rondaba en medicina el término relacionado con la tuberculosis y en un libro llamado “Del feminismo y del infantilismo en los tuberculosos” de Valére Faneau de La Cour, relacionándolo como un rasgo de los tuberculosos y no precisamente en positivo… a raíz de eso, Alejandro Dumas Jr, escritor y dramaturgo  la retoma y la usa para calificar a los hombres solidarios de la causa de las “ciudadanas” o “sufragistas” ( esas radicales de la época que luchaban por el derecho al voto y la igualdad política). Consideraba que los hombres feministas habían perdido sus atributos viriles y se habían feminizado.

Pero no es hasta el país vecino de Alemania, Francia, donde Hubertine Auclert en 1882 lo empieza a utilizar por primera vez en su revista La Citoyenne en su contexto actualmente usado.  Pionera del movimiento feminista y primera sufragista en Francia y periodista. A Charles Fourier, socialista utópico se le atribuía también los primeros usos de la palabra actualmente usada,

Nuestra no muy feminista RAE no incorpora el término Feminismo hasta 1914 «doctrina social que concede a la mujer capacidad y derechos reservados hasta ahora a los hombres», y no es hasta 1992 que no lo modifica  añadiendo la exigencia de la igualdad de derechos.

 

Alejandro Dumas Jr, escritor y dramaturgo  la retoma y la usa para calificar a los hombres solidarios de la causa de las “ciudadanas” o “sufragistas”

¿Y ahora qué?

Desde Feminómenas, damos la bienvenida a cualquier Feminómena o Feminómeno que desee participar en esta web, y esperamos que con esta pequeña aproximación al término de la forma más objetiva y concreta posible, se pueda establecer un punto de partida inicial en cualquier tema … y no os preocupéis, en alguna entrada hablaremos del salseo de María Moliner por el veto que le hizo la RAE y su valentía en sacar en sus narices su propio diccionario…y que aún se siga usando.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *